Arcos será la sede de un ensayo clínico pionero para la implantación de un sistema de telemedicina a domicilio para personas con enfermedades crónicas. Así, el Residencial Lago de Arcos, en colaboración con la Unidad de Gestión Clínica del municipio, dependiente del Área de Gestión Sanitaria del Norte de Cádiz, de la Junta de Andalucía, pondrá en marcha un proyecto piloto para la telemonitorización de enfermos crónicos, desarrollando una serie de aplicaciones digitales con el fin de promocionar la salud en casa y educar a este colectivo en la prevención para reducir ingresos hospitalarios.

Esta iniciativa denominada ‘CuidaT’, presentada por el centro sociosanitario Residencial Lago de Arcos, ha sido seleccionada entre unos 200 proyectos de investigación de toda España, dentro de la convocatoria de “Ayudas a la investigación I.H. Larramendi”, que promueve la Fundación Mapfre. En total, seis investigaciones han recibido financiación dentro de esta área. En el caso de Andalucía, se ha escogido el proyecto de Arcos y otro de la Universidad de Granada.

A grandes rasgos, el ensayo clínico en Arcos se extenderá sobre una población de 50 a 100 pacientes crónicos con enfermedades cardiovasculares, respiratorias o diabetes, entre otras, que frecuenten el centro de salud o el hospital. A los participantes se les dará un dispositivo tecnológico (una especie de tablet), donde visualizarán sus patologías y podrán medirse en casa los niveles de oxígeno en sangre, tensión…Al otro lado, habrá una central de atención sanitaria, a través de vídeo consultas, ubicada en el Residencial Lago de Arcos, donde se hará el seguimiento y se supervisará a los usuarios. “El objetivo es educar al paciente con enfermedades crónicas desde su casa, a través de las nuevas tecnologías, y un programa de salud bien definido por los expertos”, explica Salvador Gilpérez, investigador principal del proyecto. El ensayo arrancará entre abril y mayo y durará unos seis meses. La idea, según Gilpérez, es demostrar si baja la frecuencia de visitas a los centros sanitarios de estos pacientes tras un proceso de educación en la prevención y cuidados a sí mismos y desde casa, vía supervisión telemática.

“El proyecto quiere enseñar a cuidarse y se hará un seguimiento diario. Gracias a este sistema se detectará de forma temprana y a tiempo su estado, informando a su centro de salud”. En última estancia, ‘CuidaT’ busca, con las nuevas tecnologías, reducir la frecuencia de ingresos hospitalarios. “Son pacientes que pueden acudir entre una y tres veces al año. Se quiere empoderarlos para un mejor manejo de su enfermedad, teniendo un efecto directo en su estado de salud y a la larga que haya un beneficio para el sistema público sanitario en Andalucía”, explica Gilpérez, quien recuerda que los profesionales David Lucero y María Dolores Cabrera, del Centro de Salud de Arcos, son también investigadores del proyecto. El estudio ronda los 50.000 euros y lo apoya, también, la Universidad de Jaén.